Carmen Bernabé – Experiencia Erasmus en Conversano (Italia). Única en la vida.

Con Isabel, mi compañera Erasmus

Hola a todos, soy Carmen Bernabé, estudiante del Ciclo de grado medio de Actividades Comerciales y participante del proyecto «Erasmus F.P. García Lorca».

El país donde yo realicé mis prácticas fue Italia en el pueblo de Conversano.
¿Por qué elegí Italia y no otro país?, esa pregunta es sencilla, Italia es Italia, es un país precioso, con una gastronomía única y Conversano se encuentra a tan solo 5 minutos del mar, ¡cómo no elegir Italia!.

En Polignano a Mare

Desde el primer momento que supe que existía la oportunidad de hacer un Erasmus para estar 3 meses en otro país trabajando, no me lo pensé dos veces e hice todo lo que estuvo en mi mano para no perder esta oportunidad. Después de escuchar las charlas dadas por los profesores coordinadores del proyecto, solo lo tuve mucho más claro: ¿3 meses en Italia con una beca bastante generosa trabajando en una empresa de moda?, solo suena a sueño.

Después de pasar todas las pruebas de selección y descubrir que estaba entre las becadas, no pude estar más contenta y por qué no decirlo, orgullosa de mí y de haberlo conseguido.
Recuerdo la despedida con emociones encontradas, tristeza, emoción y un poco de miedo, irse a un país desconocido sin saber hablar el idioma da un poco de miedo.
Pero gracias a los profesores del Erasmus que nos proporcionaron un profesor de italiano, que gracias a él cuando llegamos pudimos desenvolvernos un poco más.

En Alberobello de turismo

Bari

Tuve la suerte de ir acompañada de 3 chicas más, gracias a eso al menos el primer mes nos sentimos menos solas, contábamos las unas con las otras.
Hemos vivido de todo, mudanzas, viajes, tardes en la playa, conciertos,… hemos conocido a gente maravillosa, fuera y dentro del trabajo, que me llevo en el corazón. Hemos estado en sitios tan bonitos.

En la tienda de Max-190

Al principio “pillarle el tranquillo” a coger autobuses nos costó un poco pero con el tiempo y a base de perder buses le cogimos el truco y tuvimos la facilidad para poder visitar los pueblo de alrededor.

 

En el trabajo en la empresa MAX-1980 me he sentido siempre muy acogida, siempre nos han ayudado en todo, nos enseñaban todo, para después darnos más responsabilidades y acabar siendo una más de la empresa, las compañeras se convirtieron también en amigas, con gente como ellas cerca daban ganas de ir a trabajar hasta los lunes a las 9 de la mañana con 35 grados.

Despedida con mis compañeros de Max-1980

También, gracias a que nos dieron la oportunidad de no solo estar en el negocio trabajando y aprendiendo el oficio de dependienta, sino además de poder ir por las tardes  al almacén y aprender todo el trabajo que hay detrás de una empresa, hemos conocido el trabajo, no solo de logística sino también de marketing y gestión del sitio web.
Agradezco muchísimo haber podido vivir esta experiencia en un lugar tan bonito como Conversano y haber tenido la oportunidad de aprender otro idioma.
Os animo a todos a armaros de valor y presentaros al proyecto Erasmus +, no tengáis miedo del idioma, al principio será complicado, no os voy a mentir pero enseguida os acomodáis.

Es una oportunidad única en la vida, ¡os animo a vivirla!.
Un saludo.